Castellano








Breve historia de la panadería Herbella

Esta empresa nace a principios del siglo pasado en el barrio de "A Tapia" en Pobra do Brollón (Lugo) de la mano de Diutina Hiebra y sú marido Manuel Herbella que comenzaron con un pequeño horno de piedra con el que abastecía a la población de la villa.

Después de unos años, lo cede como dote de boda a su hijo Evaristo Herbella que junto con su mujer Marina Herbella, trasladaron la insdustria para montar en el año 1956 un horno más grande, hecho en ladrillo refractario para crecer y abrir su mercado.

Se produce un cambio de generación en el año 1980, pasando a manos de la hija Teresa Herbella, que junto a su marido José Valcárcel, toman las riendas del negocio, emprendiendo nuevas reformas, como el traslado en el año 1984 a un nuevo bajo anexo para instalar un horno más moderno, ampliación del local a los 250m2, instalación de un nuevo horno de leña...

Después de cuatro generaciones, en el año 2007, José y Manuel Valcárcel Herbella cojen el timón de la empresa, apostando firmemente por el desarrollo dentro del medio rural. En el año 2010 se acometió la última ampliación hasta el momento, que consistió en una sala para el empaquetado de los dulces, pionera en la zona, para ganar en calidad de conservación, transporte y presentación.